Asesoramiento integral y mejora estado físico para deportistas

Es necesario ofrecer una visión global en las terapias y tratamientos para los deportistas.

Está absolutamente probado que comer bien ayuda a rendir más. La nutrición deportiva aplica de forma muy específica según el tipo de deporte a practicar ya que se debe reforzar la ingesta de unos alimentos u otros dependiendo de objetivos finales: en los deportes que requieren una resistencia prolongada, se favorecerán alimentos que desarrollen el esfuerzo energético prolongado (ciclismo, maratón ...) y en cambio en otros tipos de deporte debemos favorecer la masa muscular (halterofilia, fitness ...).

En el cuerpo humano se producen una serie de mecanismos y enlaces para almacenar energía. Esta es la única fuente que emplea el cuerpo para la ejecución del ejercicio y se gestiona la energía almacenada según la demanda de trabajo físico que se efectúe.
Un ciclista profesional puede llegar a consumir 6500 calorías al día y un corredor de maratón puede llegar a las 3000. En estas circunstancias, es necesario crear una dieta específica para cada deporte y deportista, y requieren, además, el uso de alimentos especiales que proporcionen una rápida liberación de energía, como barras energéticas o bebidas isotónicas.

Todo esto se complica más aún en los deportes de equipo, en los que varía mucho la posición en el terreno de juego de cada jugador, donde sus necesidades fisiológicas y su consumo de energía es diferente.

También se han de vigilar y hacer cambios en la dieta de los deportistas en los días previos a una competición, o en la comida antes y después del evento. Es importante no perder de vista los niveles de agua, vitaminas, minerales y aplicar, si es necesario, el uso de suplementos proteicos que tienen una gran influencia en el desarrollo del ejercicio.
Ya sea en el campo de la nutrición deportiva, del metabolismo o en el correcto tratamiento de lesiones deportivas, hay que encontrar la optimización global en el rendimiento de quienes practican deportes habitualmente, y especialmente los deportistas que lo hacen de forma intensa.
Nuestro Laboratorio de Fisiología, tiene como objetivo la realización de pruebas funcionales que valoren las diferentes capacidades de cada persona y detecten posibles anomalías que en condiciones normales pueden pasar inadvertidas. Las pruebas más importantes son los estudios metabólicos, básicos para determinar el tipo de dieta, las pruebas de esfuerzo, para determinar patologías desconocidas, y poder crear un plan de entrenamiento adecuado, estudios de composición corporal y estudios de edad pulmonar. Con estos parámetros se puede valorar un entrenamiento específico que consiga rendimientos más adecuados a la tipología del deportista.

A pesar de todas las curas que podamos tener en practicar un deporte, pueden provocar lesiones involuntariamente que pueden afectar (y afectan de hecho) a nuestra vida como deportistas profesionales o grandes amantes del deporte amateur. Las terapias que se utilizan con más éxito son las del plasma autólogo y sus fracciones, componentes o derivados, dentro de los cuales encontramos las plaquetas, las citocinas o las células madre. Todas ellas son técnicas reparadoras de las fibras lesionadas en un corto plazo de tiempo y obteniendo óptimos resultados. Si la lesión no aconseja estas infiltraciones, se pueden aplicar tratamientos de Ozonoterapia, ya sea localmente en la lesión o bien a nivel sanguíneo (autohemoterapia) que produce efecto revitalizante, oxigenante y antiinflamatorio y mejora ostensiblemente el rendimiento general de nuestro organismo. Cuando la lesión es menor o incipiente, se puede tratar con bioestimulación inmunológica local, para estimular el sistema inmunológico sin riesgo y con mucha eficacia.
CERRAR
La ozonoterapia es la técnica que utiliza el ozono como agente terapéutico, es decir como un medicamento, debido a su alta capacidad oxidante y de cicatrización, o bien como medio de activación de ciertas proteínas (IFN-β, TGF-β) y células del sistema inmunitario sanguíneo.
Es un tratamiento que se aplica directa y localmente en la zona dañada. Utilizando este mecanismo natural del organismo, los bio estimuladores son capaces de desencadenar una respuesta aguda para equilibrar el nivel sistémico mediante el estímulo hipofisario. A todo este proceso le llamamos bio estimulación. La respuesta que se genera con este tratamiento le confiere una notable inocuidad.
Las plaquetas son orgánulos que tenemos todos en nuestra sangre, y que juegan un papel primordial en la reparación y regeneración natural de los tejidos lesionados, al contener gránulos llenos de sustancias químicas que, cuando se liberan, dirigen la compleja cascada de estímulos que movilizarán la respuesta reparadora y el tejido lesionado acabará curando.
Las citoquinas son un tipo de moléculas señalizadoras que son utilizadas ampliamente en la comunicación celular.

Son capaces de comunicarse entre sí una vez se han activado.

El término citoquina agrupa una gran y diversa familia de reguladores polipeptídicos producidos ampliamente por todo el cuerpo. Son proteínas, péptidos o glicoproteínas.
Las células madre son la materia prima del cuerpo; a partir de ellas se generan todas las demás células con funciones especializadas. Bajo las condiciones adecuadas en el cuerpo o en un laboratorio, las células madre se dividen para formar más células llamadas células hijas.

Estas células hijas se convierten en nuevas células madre (autorrenovación) o en células especializadas (diferenciación) con una función más específica, como células sanguíneas, células cerebrales, células del músculo cardíaco o células óseas. Ninguna otra célula del cuerpo tiene la capacidad natural de generar nuevos tipos de células.